Por: CERTH

Misión cumplida ¡El bioetanol está listo!

Después de casi cinco años de duro trabajo, experimentos, estudio, cultivo, cosecha y transformación de las espadañas, y a pesar de todas las dificultades que se presentaron (COVID-19, duras condiciones climáticas) nuestros esfuerzos han tenido recompensa. Las raíces y rizomas que se produjeron en Grecia y España se transformaron con éxito en bioetanol en las instalaciones de CARTIF. El bioetanol ya se ha trasladado a las instalaciones de HELPE para producir biocarburante.

Estamos a un mes de la finalización oficial del proyecto y muy satisfechos de haber alcanzado nuestros objetivos.